Show simple item record

Selecciones menores en Chile 2005-2011 : once crónicas que marcaron a la rojita

Professor Guidedc.contributor.advisorPoo Figueroa, Ximena Andrea
Authordc.contributor.authorAmengual Escudero, Christian 
Staff editordc.contributor.editorInstituto de Comunicación e Imagen
Admission datedc.date.accessioned2015-10-19T14:55:00Z
Available datedc.date.available2015-10-19T14:55:00Z
Publication datedc.date.issued2012
Identifierdc.identifier.urihttp://repositorio.uchile.cl/handle/2250/134461
General notedc.descriptionMemoria para optar al título de Periodistaen_US
Abstractdc.description.abstractEl fútbol es un deporte que da para mucho. Mientras en las canchas del mundo lo practican aquellos que lo consideran un divertimento, en un estadio de fútbol y rodeado de espectadores, el futbolista se vuelve un profesional. Ya no es el tipo bueno para la pelota sino que su entorno, desde la publicidad hasta el cuidado de su integridad, lo convierte en un artista de tomo y lomo. Eduardo Galeano, en su libro El fútbol a sol y sombra, reafirma la idea de que el fútbol en estos tiempos ya no es universal. “El juego se ha convertido en espectáculo, con pocos protagonistas y pocos espectadores, fútbol para mirar, y el espectáculo se ha convertido en uno de los negocios más lucrativos del mundo, que no se organiza para jugar sino para impedir que se juegue”. Esta premisa deja de manifiesto la intención que tenemos en nuestra memoria. Que el deporte, y en este caso el fútbol, sea algo que reúna y no que aparte a la sociedad. La historia de Jesús, un joven que dejó la pelota por la pasta base, en una de las crónicas de este escrito, refleja cómo las oportunidades en este mundo no son para todos y menos para todos los jóvenes. El puerto de Coquimbo, con esa historia que se verá más adelante, muestra que el fútbol está dejando de lado a algunos. Como siempre ha sido. Más adelante, el mismo Galeano aporta con la importancia que se le da hoy a la vehemencia física en vez del talento innato. “La tecnocracia del fútbol profesional ha ido imponiendo un fútbol de pura velocidad y mucha fuerza que renuncia a la alegría, atrofia la fantasía y prohíbe la osadía”. Escribe sobre cómo el físico en los deportistas crea una diferencia entre los países del continente y reproduce las asimetrías globales. Veremos la importancia que se le da a ese ítem en selecciones como Brasil, Argentina o Uruguay a nivel juvenil y las grandes diferencias que marcan con Chile entre aquellas edades que van entre 17 y 20 años. Mencionamos a este escritor uruguayo para presentar la memoria. Con estas ideas del fútbol pretendemos dar a conocer distintos acontecimientos que ocurrieron en las selecciones juveniles entre el año 2005 y 2011. Historias no conocidas tal como se relatan aquí dan vida a detalladas crónicas sobre el fútbol joven en Chile. Desde el área médica, pasando por la directiva y ahondando en lo netamente futbolístico, estos escritos son algo nuevo al trazar el mapa sobre diferentes temáticas de desarrollo del balompié criollo formativo. Quizás lo más conocido es lo que ocurre en la selección adulta, tal vez un buen prefacio de la Roja mayor es lo que pasa en la “Rojita”. Un texto centrado en dos épocas contemporáneas del fútbol formativo entrelazan todas las historias de la memoria. Con personajes principales como José Sulantay y César Vaccia, la vida de la selección chilena sub 17 y sub 20 de los últimos procesos cobran vida a través de entretenidas y verídicas historias. Pero la gracia y lo particular de las narraciones es que salen a la luz anécdotas protagonizadas por personas que han estado años en las selecciones nacionales y que para la opinión pública son unos perfectos desconocidos. Es el caso de Carlos Osorio, un paramédico hecho personaje que revive en más de alguna ocasión. Otro de los momentos de esta compilación de crónicas es la verdadera participación que tuvo Marcelo Bielsa en las juveniles. Cuando Chile llegó del mundial de Sudáfrica, él puso como condición tener una mayor injerencia en las categorías formativas. ¿Habrá sido tan así? ¿Cómo vivía el rosarino realmente en Chile y el entorno selección? Sus viajes no conocidos al exterior, para acompañar a las selecciones juveniles sub 17 y sub 20 a tierras uruguayas, muestran in situ el diario vivir de Bielsa en el trabajo como entrenador. Es interesante mirar unos años atrás para analizar el presente. Jugadores como Gary Medel, Alexis Sánchez y Arturo Vidal, por ejemplo, fueron parte de la generación de Canadá 2007. Hoy, la mayoría de ellos están jugando en las mejores ligas del mundo y con un presente espectacular. Todos coincidieron con Sulantay en uno de los mundiales juveniles más exitosos para Chile. En cambio, hay algunos jugadores que no pudieron dar el salto para jugar en competencias más conocidas. En 2009, la sub 20 de Ivo Basay no deslumbró y sus protagonistas se encuentran en equipos promedio salvo excepciones como Eduardo Vargas y Charles Aránguiz, que explotaron tiempo más tarde. Ese año tuvo al mismo tiempo al ex técnico de la Universidad de Chile, César Vaccia, a cargo de la sub 17 nacional con una actuación paupérrima en el sudamericano de Iquique. Esa misma generación, dos años más tarde iba a tener su revancha. El campeonato clasificatorio a disputarse en Arequipa le daría una nueva oportunidad al cuerpo técnico y jugadores. Como era de esperar, esa camada tampoco clasificó y sus actuales miembros están dispersos en varias ligas de menor calibre. De ahí destacaron Mirko Opazo y Luis Felipe Gallegos. Bryan Carrasco, quien hoy milita en el Dínamo de Zagreb de Croacia, fue la figura nacional de ese campeonato. La motivación para realizar esta memoria fue lo poco que hay escrito sobre las selecciones menores de Chile. El tema fútbol es algo que nos entusiasma descabelladamente y dejar huella es un lindo estímulo. La idea se fraguó en el verano del 2011, cuando Marcelo Bielsa se fue de la selección chilena y el vuelco que vino a continuación fue total. ¿Por qué un proceso tan exitoso en la adulta no daba frutos en las menores? Esa interrogante nos llevó a dilucidar, a través de diversas entrevistas, lecturas e investigación, algunas explicaciones de los resultados de nuestro fútbol joven. Quisimos plasmar nuestras averiguaciones en entretenidas, minuciosas e interesantes crónicas distintos episodios con todo tipo de personajes que rondaron y algunos aún rondan nuestro balompié menor. Pero no sólo nos motivó el hecho del rosarino en la banca nacional y su supuesta injerencia en las menores, sino que desde mucho antes, cuando José Sulantay clasificó al Mundial sub 20 de Holanda en 2005. ¿Es cuestión de generación de futbolistas? ¿Cuánto influye el tema físico? ¿Qué importancia tiene la disciplina y la planificación? Estas preguntas y más se dilucidan a lo largo de esta serie de crónicas. A nivel de dirigentes aparecen desde Reinaldo Sánchez hasta los mandamases actuales. ¿En qué ha cambiado y en qué seguimos igual? Un César Vaccia lúdico, pero a la vez más retraído con los jóvenes jugadores, aparece como una de las respuestas a las bajas presentaciones nacionales con el DT a la cabeza. Se trata de formas de trabajo diferentes de los técnicos que entrecruzan los procesos con distintas generaciones de jugadores. Un camarín por dentro, con historias que merecen ser contadas. Una investigación, pero a la vez una narración de rápida lectura que invita a meterse al interior del camarín nacional y sacar las propias conclusiones. Las historias, aparte de ser investigadas a fondo con cada uno de los entrevistados, tienen que ver con experiencias personales del trabajo. Christian Amengual, uno de los memoristas, trabajó durante seis meses en las selecciones menores en 2011. Ahí conoció la interna del camarín rojo y a la mayoría de los personajes que aparecen en las crónicas. A su vez, Javier Ríos sabe del mundo futbolero desde pequeño, pues su hermano Rodrigo fue jugador de la Universidad Católica y formó parte de todas las selecciones juveniles. Con estos antecedentes, la memoria se vuelve una recopilación de vivencias, investigación y anécdotas. Elegimos realizar esta memoria en crónicas por el estilo periodístico que éstas significaban. Un relato ágil, con datos y de una narración interesante para el lector. Un género híbrido que mezcla lo informativo con lo interpretativo, que relata de una forma detallada y ordenada los sucesos. Juan Villoro, cronista mexicano, en su libro Dios es redondo cuenta una serie de episodios futboleros que nos sirvieron como una imagen para llevar a cabo nuestra memoria. Más que nada resaltar cómo un apasionado por el deporte rey describe cada uno de los momentos que relata (Vida, muerte y resurrección de Diego Armando Maradona, Francia 98, último mundial del siglo XX o Corea y Japón 02, primer mundial del siglo XXI, entre otros) nos sirvieron de inspiración para llevar a cabo este arduo pero a la vez lindo trabajo de plasmar en algunas hojas aquellos episodios que vivimos y que investigamos para contarlo. Quizás mucha gente no entiende las pasiones que desatan este deporte. Muchos pensarán que es una verdadera tontería el sentimiento que provoca en nosotros, los amantes del fútbol, este juego. Lo vivimos como una verdadera batalla en la cancha, una linda tertulia en las oficinas y unas acaloradas discusiones en las aulas. Una pelota que divide, pero que une a la vez. El deporte más lindo del mundo para muchos merece estar en una Memoria. Desde sus bases en el fútbol nacional para adelante. Los jugadores no llegan de la nada a vestir la camiseta de la selección chilena; hay un largo recorrido por pasar. Aquí pretendemos mostrar parte de esta ruta, aunque no todos los que alguna vez se calzaron la remera nacional en su etapa juvenil lo volverán a hacer en la selección mayor. El fútbol, un tema del que todos comentan y sobre los que creen saber. 17 millones de técnicos hay en el país, dicen. En el relato de los protagonistas se verán las diversas visiones de este deporte. No sólo pegarle a la pelotita constituye el balompié, sino que una serie de características que lo rodean. Personajes y profesionales de diferente índole completan un cuerpo de selección. Médicos, kinesiólogos, abogados, psicólogos y periodistas, conforman un equipo multidisciplinario a la orden de los deportistas de elite que visten la casaquilla roja. Invitamos a recorrer el pasado reciente de nuestras selecciones menores en un compilado de crónicas y entrevistas que marcaron el proceso futbolero menor de los últimos siete años en las selecciones chilenas juveniles.en_US
Lenguagedc.language.isoesen_US
Publisherdc.publisherUniversidad de Chileen_US
Type of licensedc.rightsAtribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Chile*
Link to Licensedc.rights.urihttp://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/3.0/cl/*
Keywordsdc.subjectFútbol--Chile--Historiaen_US
Keywordsdc.subjectEspectaculos popularesen_US
Títulodc.titleSelecciones menores en Chile 2005-2011 : once crónicas que marcaron a la rojitaen_US
Document typedc.typeTesisen_US


Files in this item

Icon

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record

Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Chile
Except where otherwise noted, this item's license is described as Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Chile